El Aceite de Oliva Virgen Extra es beneficioso para nuestra salud, por lo que, si hacemos mascarillas caseras con aceite de oliva para nuestra cara y pelo, los beneficios también serán patentes.

El AOVE es considerada como una de las grasas más saludables para nuestro organismo, ya que se trata de un producto que contiene innumerables nutrientes esenciales.

Concentra importantes cantidades de omega-3 y vitamina E, cuya absorción previene el envejecimiento prematuro causado por el estrés oxidativo, entre otras muchas otras propiedades.

De modo que, si hacemos mascarillas caseras con aceite de oliva, obtendremos grandes resultados.

5 Recetas de mascarillas caseras con aceite de oliva

A continuación, os dejamos algunas recetas para que podáis elaborar vuestra mascarilla casera para el pelo con aceite de oliva o si lo preferís, vuestra propia mascarilla facial casera con aceite de oliva.

  1. Mascarilla con aceite de oliva y miel

Combinar el aceite de oliva con miel de abeja nos va a proporcionar una mascarilla multivitamínica.

Gracias a los compuestos hidratantes de ambos ingredientes, no van a ayudar a contrarrestar la sequedad y las imperfecciones causadas por las toxinas.

Para la elaboración de la primera de nuestras mascarillas caseras con aceite de oliva necesitaremos, precisamente eso, dos cucharadas o 32 g de aceite de oliva, y 1 cucharada o 25 g de miel de abeja.

La preparación es sencilla, mezclamos los dos ingredientes en un recipiente hasta que obtengamos un producto homogéneo.

Con el rostro bien limpio, aplicamos la mezcla obtenida cubriendo con una fina capa.

Dejaremos actuar durante unos 30 minutos y enjuagamos.

Podemos usarla durante 2 o 3 veces a la semana.

  1. Mascarilla de aceite de oliva con coco

Otras de nuestras mascarillas con aceite de oliva para el rostro es esta, aceite de oliva con coco.

Para ello necesitaremos 2 cucharadas o 32 g de aceite de oliva y 1 cucharada o 15 g de aceite de coco.

Mezclaremos los ingredientes hasta obtener una crema homogénea que aplicaremos sobre la piel.

Dejamos que nuestro rostro la absorba por completo, sin enjuagar, para que sus activos actúen toda la noche.

Repetiremos este ritual al menos durante tres veces a la semana.

  1. Mascarilla de aceite de oliva y avena

Esta mascarilla facial casera con aceite de oliva y avena funciona como un exfoliante natural que nos ayudará a remover las células muertas, así como otras impurezas que se adhieren a los poros.

Su aplicación reduce la aparición de puntos negros y espinillas, dejando el cutis con una textura suave y humectada.

Podemos incluirla dentro de las mascarillas caseras con aceite de oliva fáciles de preparar.

Necesitamos 2 cucharadas de aceite de oliva y 1 cucharada de harina de avena.

Incorporamos los dos ingredientes en un recipiente, mezclamos hasta obtener una pasta espesa.

Frotamos el producto por todo el rostro y lo dejamos actuar unos 20 minutos.

Para finalizar enjuagamos con agua tibia. Repite este ritual dos veces a la semana.

  1. Mascarilla capilar suavizante

Para hacer esta mascarilla casera para el pelo con aceite de oliva necesitaremos evidentemente aceite de oliva, y también miel de abejas.

Al igual que hicimos para la mascarilla facial, mezclaremos ambos ingredientes, pero en este caso, las cantidades deberán ser mayores.

Preparamos una pasta espesa y le añadimos un poco de champú para que nos sea más fácil de aplicar.

Los aplicaremos sobre el cabello seco, haciendo un ligero masaje suave sobre el cuero cabelludo durante unos minutos, activando la circulación con la yema de los dedos.

Dejamos actuar durante media hora y enjuagamos como siempre.

Notaremos nuestro cabello más hidratado y suave, luciendo una melena lacia en perfecto orden.

  1. Mascarilla capilar hidratante

En este caso, esta es una de las mascarillas caseras con aceite de oliva más popular debido a sus grandes beneficios para nuestro pelo.

En este caso usaremos también, tal y como hicimos con una de la mascarilla facial casera con aceite de oliva, aceite de coco.

Mezclamos en partes iguales el aceite de oliva con el de coco y lo frotamos por todo el cuero cabelludo.

Dejamos actuar durante 30 minutos y enjuagamos con abundante agua fría.

Repetimos su uso 2 o 3 veces a la semana.

Como veis tenéis todo un mundo de posibilidades para fabricar vuestras propias mascarillas con aceite de oliva para la cara y el pelo.